Segundas partes… ¿nunca fueron buenas?

Andrea Izquierdo

Andrea Izquierdo

pexels-suzukii-xingfu-708764

Después de tantos años publicando historias de todo tipo, puedo asegurar que las segundas partes son, desde mi punto de vista, las más complicadas de desarrollar. Un primer libro contiene la ilusión de ser, como tal, el primero: presentar a los personajes, ver sus interacciones, mostrar los lugares que los rodean, explicar cómo funciona su mundo… Por otro lado, los finales, aunque requieren mucho trabajo, resultan muy satisfactorios. Cerrar una historia y ponerle un punto final, tiene un sabor agridulce que solo entiendes si lo has vivido como tal. 

Pero… ¡ay, las segundas partes! Las podría definir en dos palabras: equilibrio mortal

Escribir el segundo volumen de una trilogía es como intentar no caerte de la cuerda floja: vienes con una serie de ideas del libro anterior, que ya has dejado cerradas y no puedes cambiar, pero cada paso que das determinará también el siguiente volumen de la trilogía. Digamos que es como un limbo en el que te sientes atrapada: no puedes retroceder, y a veces no sabes cómo avanzar.

Por eso, con Helen Parker 2: La escritora de dragones me he esforzado al máximo para darlo todo. En esta entrega vuelven todos los personajes de la primera parte (bueno, los que sobrevivieron… jeje) y aparecen otros nuevos. Mi favorito, por supuesto, es Brooklyn Scales, una chica que se dedica a escribir libros sobre dragones.

En esta historia, Helen Parker y sus compañeros necesitarán encontrar a esta autora, que vive en el anonimato absoluto, para que les ayude con una misión muy importante: están apareciendo cadáveres de dragones por todo el estado de Nueva York. Mientras tanto, Los Otros también están haciendo de las suyas, ya que tienen un objetivo muy claro y nadie les va a parar.

Magia negra, mentiras, secretos y dragones te esperan en la nueva entrega de Helen Parker… ¿Te atreves a descubrirlos?

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *